Post 5

img-art

Algunas veces observo la Luna entre dos árboles que se alzan frente a mi ventana. Al cabo de un rato puedo apreciar, maravillada, que la Luna se ha movido de su sitio, se encuentra más cerca de un árbol que de otro. Encuentro realmente asombroso que todo esté en movimiento y que nadie en la Tierra sea capaz de notarlo. Me parece increíble que la Luna rote sobre su propio eje y a la vez gire alrededor de la Tierra, que la Tierra gire sobre sí misma y alrededor del Sol, y que el sistema solar, en su conjunto, se mueva helicoidalmente a una velocidad increíble por el universo. Me parece increíble que yo misma me mueva también en este instante, aunque permanezca quieta como un palo delante de la ventana. ¿Cómo debe influirnos este movimiento con tantos giros, aquí abajo, en la Tierra?

Compartir